Indicadores

TalentKey recoge la información del perfil que introducen los candidatos y los analiza, siguiendo las teorías más avanzadas de psicología en recursos humanos, para generar de forma precisa los siguientes indicadores:

El talento artístico es la facultad para interpretar ideas de modo personal y expresarlas, de forma original.  Las personas con talento artístico quieren generar emociones en los demás a través de sus actividades.

El talento físico es el interés por desarrollar las capacidades físicas y utilizarlas para conseguir retos personales. Las personas con talento físico se apoyan en su energía para ser constantes y resistir la adversidad. Quieren alcanzar metas y lograrlo les produce una profunda e inmediata satisfacción personal.

El talento intelectual es la constancia al profundizar intelectualmente en las materias que interesan, con la doble finalidad de aumentar los propios conocimientos y compartirlos con otras personas.  El talento intelectual refleja conocimientos específicos en una materia o actividad concreta, pero no representa ni la sabiduría ni la inteligencia de la persona.

El talento social es la capacidad para entender las necesidades sociales, y actuar en consecuencia. Las personas con talento social quieren impactar positivamente en su entorno, a través de la comprensión de posibles desequilibrios en la relaciones sociales de cualquier tipo y en cualquier ámbito social o empresarial.

El talento relacional es la capacidad de generar redes de contactos personales o profesionales, apoyándose en ellas  para conseguir objetivos. Las personas con talento relacional quieren influir en su entorno para conseguir que las cosas ocurran en la dirección que esperan.

PERFIL COMPETITIVO: A los competitivos les interesa, como su nombre indica, y sobre todo, competir. Y por eso se han preparado para ganar. Necesitan la adrenalina del reto, demostrar sus capacidades y poner en marcha su afán de superación. Pueden llegar a resultar molestos en un entorno no competitivo.

PERFIL ESPECIALISTA: A los especialistas le interesa sobre todo saber mucho de algo, conocer en profundidad la realidad y actuar sobre ella para resolver problemas complejos. Se sienten orgullosos y seguros de sus conocimientos y necesitan «sentir» que aprenden de forma continuada.

PERFIL GESTOR: A los gestores le interesa sobre todo que les dejen organizar el entorno para sacarle el máximo provecho posible. Necesitan hacerse una idea general de las situaciones y para ello confían en su visión global y en su capacidad de conectar y manejar personas e información. No pueden trabajar sin capacidad para tomar decisiones.

PERFIL INNOVADOR: A los innovadores les interesa, sobre todo, cuestionar lo existente desde perspectivas diferentes. Confían en su habilidad para ver lo que otros no ven y para transformar ideas en realidades tangibles. Necesitan «sentir» que pueden cambiar las cosas si no es así o se aburren o se revelan.

PERFIL SERVICIO: A los que tienen vocación de servicio le interesa, sobre todo, ser útiles. Lo que más les gusta es sentir que han ayudado a otros a través de su ejercicio profesional, sea cual sea. Este afán de influir en positivo le lleva a buscar soluciones que valoren los posibles efectos negativos a largo plazo. No consideran útiles las soluciones cortoplacistas, o que no respeten las necesidades de diversos colectivos. Creen en las soluciones sostenibles y se esfuerzan por encontrarlas.

PERFIL SOPORTE: A estos profesionales les interesa sobre todo la estabilidad profesional. Trabajan pensando en la seguridad que aporta lo que hacen a ellos mismos y a la actividad empresarial, sea esta la que sea y en el nivel que sea. Valoran por encima de todo la fidelidad y el compromiso con las normas de su entorno.

INDICADORES DE FORMACIÓN

  • Índice de formación internacional: Expresa la variedad internacional en los estudios del usuario. Se consideran internacionales los estudios realizados en universidades de países diferentes al de la residencia familiar.
  • Índice de proactividad al aprendizaje: Expresa la iniciativa para mantenerse actualizado en conocimientos de interés para su perfil profesional. Valora la frecuencia y calidad en la adquisición de conocimientos.
  • Índice de competitividad académica: Expresa los resultados en la vida académica: analiza la formación universitaria y de postgrado, y los premios o resultados sobresalientes en los estudios preuniversitarios, universitarios, oposiciones, postgrados y becas.
  • Índice de competitividad universitaria: Valora los logros y resultados académicos de los estudios universitarios, y la calidad de las instituciones donde se ha estudiado.

INDICADORES BIOGRÁFICOS

  • Índice de inquietud vital: Indica el interés e iniciativa necesarias para vivir experiencias de valor. Viajes, prácticas, voluntariados, colaboraciones, estudios, especializaciones, etc.
  • Índice de movilidad geográfica: Considera los movimientos profesionales a distintas ciudades o países.
  • Permanencia media en el puesto: Indica la media de años que el candidato ha permanecido en un mismo puesto de trabajo.
  • Años de experiencia: Indica la media de años que el candidato ha permanecido en diferentes puesto de trabajo.

INDICADORES DE EXPERIENCIA

  • Índice de especialización funcional: Expresa el porcentaje de actividad profesional dedicado a esa función, sobre el total de su experiencia. Se valora en función de los años de experiencia del usuario.
  • Índice de especialización sectorial: Indica el porcentaje de la actividad profesional realizado en un sector, sobre el total de la experiencia. Se valora en función de los años de experiencia del usuario.
  • Índice de emprendimiento: Expresa la actividad emprendedora del usuario. Emprender significa trabajar para crear una empresa nueva o poner en marcha un proyecto empresarial concreto.
  • Índice de innovación: Valora la capacidad de convertir ideas novedosas en realidades concretas y tangibles. Tener buenas ideas no implica un alto índice de innovación.
  • Índice de gestión: Expresa la dedicación a trabajos de gestión y la complejidad de los mismos. Valora la dimensión y complejidad de los recursos gestionados, sean éstos de cualquier tipo: financieros, humanos, tecnológicos,etc.
  • Índice de gestión comercial: Expresa la dedicación a la gestión comercial. Valora la complejidad y dimensión de la realidad a gestionar, así como los resultados obtenidos.
  • Índice de efectividad comercial: Expresa la dedicación individual en la venta. Valora los resultados comerciales obtenidos y el mantenimiento de relaciones comerciales activas.
  • Índice de visibilidad profesional: Es el grado de visibilidad profesional de la persona en el mercado, su notoriedad como experto en una determinada función, área, o conocimiento. Valora las publicaciones on line y off line del usuario (artículos, libros, blogs), y su actividad en eventos, foros y conferencias.
  • Índice de visibilidad como referente empresarial: Indica si el usuario es un referente en la vida empresarial. Valora la pertenencia a instituciones, órganos de gobierno o foros empresariales, con capacidad de decisión compleja e impacto sobre el sector de actividad en el que trabaja (consejos de administración, foros internacionales, etc).

INDICADORES DE IDIOMAS

  • Índice de competitividad en idiomas: Indica la capacidad para utilizar un idioma como instrumento de trabajo, de forma sólida y rigurosa, en su manifestación oral y escrita.

GESTIÓN DE RELACIONES

  • Comunicación: Es un buen orador y destaca en las reuniones, se expresa perfectamente tanto verbal como gestualmente y su redacción de documentos es eficaz.
  • Desarrollo de relaciones: Se relaciona bien con los demás, causa impacto y tiene una ámplia red de networking.
  • Gestión de personas: Dirige y lidera eficazmente a personas y equipos hacia un objetivo empresarial, así como desarrollar las habilidades profesionales de otros. Es empático y apoya a sus colaboradores.
  • Orientación al cliente: Es capaz de captar nuevos clientes así como gestionar los ya presentes de forma eficaz.
  • Trabajo en equipo: Coopera correctamente con sus compañeros de trabajo.

GESTIÓN DE UNO MISMO

  • Autoliderazgo: Sabe gestionar su tiempo y es capaz de auto-controlarse en situaciones estresantes. Su seguridad hace que se desenvuelva con seguridad y le proporciona independencia de criterio. También puede ser físicamente resistente al cansancio.
  • Innovación: Es capaz de mejorar o crear productos, servicios y/o procesos en la empresa y hacerlo de una forma original. Sabe adaptarse a cambios organizativos.
  • Sentido estético: Sabe elaborar buenas presentaciones y puede participar en temas de diseño e imagen empresarial.
  • Iniciativa: Actúa con energía, empuje y determinación en el trabajo.
  • Compromiso: Se compromete con la visión e ideales de la empresa y puede promover valores de responsabilidad social dentro de la misma.

GESTIÓN DEL ENTORNO

  • Negociación: Es capaz de mantener diálogos diplomáticos con el fin de llegar a acuerdos beneficiosos para ambas partes.
  • Habilidades cognitivas: Retiene la información con facilidad y posee una buena capacidad de concentrarse y mantener la atención.
  • Orientación al logro: Actúa con determinación para lograr los resultados y superar las dificultades. Trabaja con criterios de productividad y busca superarse a sí mismo.
  • Visión de negocio: Posee un buen conocimiento del negocio, analiza los datos en profundidad, identifica oportunidades y diseña acciones estratégicas.
  • Tecnología: Está al día de las innovaciones tecnológicas, se siente cómodo trabajando en entornos digitales y se adapta con facilidad a nuevos sistemas o programas.
  • Toma de decisiones: Es capaz de tomar buenas decisiones de forma diligente, manteniendo un criterio adecuado y sin perder agilidad.